11 oct. 2009


Les costaba ponerse de acuerdo, de hecho rara vez estaban de acuerdo. Discutían todo el tiempo y se desafiaban todos los días, pero a pesar de todas las diferencias tenían algo importante en común: ESTABAN LOCOS EL UNO POR EL OTRO.
En estos tiempos de aprender a vivir sin esperarte, todos los días tengo recaídas y aunque quiera olvidar no se me olvida que no puedo olvidarte.
Podría salir a buscarte o podría quedarme durmiendo en casa , no entiendo nada , aunque en el fondo entiendo todo...
Me hace mal
no puedo dormir
no puedo dejar de pensar
hace ya tres semanas o mas..
y me estoy volviendo loca. (QUE RARO)
créeme que daría todo lo que tengo
por un poco de paz.